Bloggermania

Críticas de Cine

Sáb11182017

Last updateVie, 17 Nov 2017 1am

Guardando las apariencias

Saving Face

Wilhemina Pang, conocida por todos como Wil, es una joven estadounidense de origen chino que ejerce como cirujana. Wil es lesbiana, pero su madre, Ma, una atractiva viuda, lo ignora por completo, por lo que regularmente le organiza citas con jóvenes chinos para que encuentre marido. Un día Wil se encuentra en la puerta de su casa a su madre, que está embarazada, lo que supone haber caído en desgracia para la comunidad china.

Leer más: Guardando las apariencias

Gente con clase

Relative Values

En 1954, la prensa del corazón, las revistas de cine y los noticiarios cinematográficos sorprenden a todo el mundo: la bella actriz Miranda Frayle (Jeanne Tripplehorn) ha roto con Don Lucas (William Baldwin) —su pareja habitual de pantalla y su prometido en la vida real— y se dispone a contraer matrimonio con Nigel (Edward Atterton), conde de Marshwood. Mientras Miranda ansía convertirse en condesa, la nobleza británica hace causa con Felicity (Julie Andrews), madre de Nigel, para impedir ese enlace. Don Lucas se consume de celos, y marcha a Inglaterra en un desesperado intento de recuperar a su prometida. En la mansión de los Marshwood todo el mundo, la servidumbre también, espera con impaciencia la inminente llegada de Nigel y su prometida.

Leer más: Gente con clase

Go Fish

Go Fish

Radical apología del lesbianismo. Rodada en blanco y negro, y con un ínfimo presupuesto. Olvidable desde cualquier punto de vista. J.J.M.

Leer más: Go Fish

Gente pez

Gente pez

Por una serie de razones que no vale la pena comentar los jóvenes estudiantes Álvaro, Juan Carlos, Lucía, Edorta, James y Rafa comparten piso en Madrid. Por primera vez están lejos de sus padres y dispuestos a disfrutar de la vida a lo grande.

Leer más: Gente pez

Gigoló

Deuce Bigalow: Male Gigolo

Deuce Bigalow, patético limpiador de acuarios y piscinas, es contratado por un acaudalado gigoló para cuidar de su lujoso acuario y su pez favorito mientras éste se ausenta unos días por razones de trabajo. En cuanto le dejan solo, Deuce Bigalow consigue romper el acuario. Para ganar el dinero que le permita reparar los daños no se le ocurre nada mejor que responder al teléfono —cosa que tenía prohibida— y aceptar las ofertas de trabajo en lugar de su jefe.

Leer más: Gigoló

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información