Bloggermania

Críticas de Cine

Dom05192019

Last updateDom, 19 May 2019 2am

En el nombre del hijo

Some Mother’s Son

Al dublinés Jim Sheridan y al norirlandés Terry George les gustan los conflictos morales fuertes, mejor si están relacionados con la familia. Ya lo demostraron en su anterior película, el éxito internacional En el nombre del padre, co-escrita por ambos y dirigida por Sheridan. Ahora repiten el mismo esquema en su nueva radiografía del conflicto político de Irlanda del Norte: En el nombre del hijo, esta vez dirigida por Terry George, que debuta así tras la cámara.

 

El guión recrea hechos reales acaecidos en Belfast en 1981. Ese año, un grupo de reclusos del IRA —encabezados por Bobby Sands, que, sin salir de la cárcel, llegaría a ser elegido diputado del Parlamento británico— se enfrentaron al férreo gobierno de Margaret Thatcher con el objetivo de que fuese reconocida su condición de presos políticos. La última de sus acciones fue una larga y trágica huelga de hambre, que les costó la vida a varios presos. Las madres de dos de ellos, una moderada (Helen Mirren) y otra nacionalista radical (Fionnula Flanagan), se enfrentarán al dilema moral de respetar las íntimas convicciones de sus hijos o intervenir para evitar su muerte.

Como en todas las películas de Jim Sheridan, el guión está muy bien estructurado y tiene una gran riqueza de matices dramáticos, que mantienen el interés del espectador de principio a fin. Terry George lo convierte en imágenes imitando el vigoroso estilo realista de su amigo y maestro Sheridan. Consigue muy buenos resultados en cuatro o cinco secuencias, sobre todo en las que describen acciones espectaculares del IRA o de la policía. Sin embargo, a veces no consigue integrar plenamente el tono intimista del drama de las madres y los presos con el tono más ampuloso de la denuncia política, lo que hace que a ratos el ritmo se ralentice en exceso. Esto se compensa un poco exprimiendo al máximo las magníficas interpretaciones de un reparto muy compensado y dando más protagonismo a la impactante partitura de Bill Whelan.

En cuanto al fondo, la película —al igual que En el nombre del padre— lanza un contundente mazazo a la actitud ambigua, evasiva y a veces ilegal que, según sus autores, mantiene el gobierno británico respecto al conflicto norirlandés. Pero Sheridan y George equilibran un poco esa visión humanizando ciertos personajes ingleses y extendiendo sus críticas al recurso a la violencia por parte del IRA y de su brazo político, el Sinn Fein. En realidad, sin ocultar sus simpatías nacionalistas, denuncian la deshumanización e insensibilidad que conlleva la falta de diálogo entre las fuerzas políticas, contraponiendo a ella la visión más certera y menos mediatizada del hombre de la calle y, en concreto, de las madres de los implicados. En esta misma línea, se elogia el esfuerzo pacificador de la Iglesia católica en Irlanda del Norte, aunque se incluye una secuencia equívoca y sorprendente en la que un obispo da la comunión a todos los presos del IRA como si no fueran unos asesinos.

Como era de esperar, el rodaje de la película desató en Gran Bretaña una encendida polémica, que se ha visto avivada por el éxito en el Festival de Venecia de Michael Collins, de Neil Jordan, que recrea la vida del carismático líder independentista irlandés de principios de siglo, y por el estreno de Nothing Personal, de Thaddeus O’Sullivan, sobre un grupo de asesinos protestantes norirlandeses conocidos como los carniceros de Shankill. Todo ello, en el ambiente enrarecido que provocó el estancamiento del proceso de paz a principios de 1996, y la consiguiente ola de atentados del IRA y la vuelta a las calles del Ulster de las tanquetas del ejército británico. Desgraciadamente, la historia continúa. J.J.M.

Director: Terry George. Intérpretes: Helen Mirren (Kathlee Quigley), Fionnula Flanagan (Annie Higgins), Aidan Gillen (Gerald Quigley), David O’Hara (Frank Higgins), John Lynch (Bobby Sands). País: Gran Bretaña. Año: 1995. Producción: Jim Sheridan, Arthur Lappin y Edwuard Burke, para Hell’s Kitchen Production. Presentada por: Castle Rock Entertainment. Argumento: Inspirado en una historia real. Guión: Jim Sheridan y Terry George. Música: Bill Whelan. B.S.O.: Celtic Heartbeat / Dro East West. Fotografía: Geoffrey Simpson. Dirección artística: Joan Bergin. Montaje: Craig McKay. Estreno en Madrid: 31-X-96 (Acteón, Aluche, Aragón, Benlliure, Florida, Ideal, Juan de Austria, Novedades, Proyecciones). Distribuidora cine: Filmayer, Castle Rock/Turner. Distribuidora vídeo: Filmayer. Duración: 112 minutos. Género: Drama político. Premios principales: Premio Félix 1996 a la mejor película joven. Premio del Público en el Festival de Edimburgo 1996. Premio del Público, de la Juventud y al mejor maquillaje (Max Factor) en el Festival de San Sebastián 1996. Público apropiado: Jóvenes. Contenidos específicos: V D.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información