Bloggermania

Críticas de Cine

Mar10162018

Last updateLun, 15 Oct 2018 2am

Poniente

Poniente

Con la película Solas se consolidó en España una pequeña corriente de cine social, muy fresco, nada cargante y por ello más atractivo que el del último Ken Loach, su referente británico. Este racimo de títulos y directores ya tenía precedentes y ahora se está arraigando mucho, especialmente en torno a actores y directores andaluces. Es el caso de la granadina Chus Gutiérrez, que dirige Poniente, su quinto largometraje. Protagonizado por José Coronado y con un interesante elenco de secundarios —encabezados por un impactante Antonio Dechent y una vigorosa Cuca Escribano—, el film cuenta con un rico colectivo de actores magrebíes y subsaharianos que completan su reparto.

Leer más: Poniente

Pokémon. La película

Pokémon, the First Movie: Newtwo Strikes Back 

Es imposible aplicar los parámetros críticos habituales a este largometraje japonés de animación, que recaudó en las salas de cine de Estados Unidos nada menos que 85 millones de dólares. Y es que, desde el absurdo cortometraje previo, se aprecia que está planteado como la culminación de una descomunal oferta multimedia de productos de ocio, que ya ha generado 900.000 millones de pesetas en todo el mundo. Es decir, que esta película es un evento promocional más para incitar el consumo infantil de toda la parafernalia de mercancías que ha generado el popular videojuego lanzado por Nintendo en 1996, al que siguieron comics, cromos, vídeos, juguetes, discos y la popular y controvertida serie televisiva, uno de cuyos episodios, por cierto, generó en 1997 epilepsia fotosensible en 700 niños japoneses. Para aclararse, primero hay que delimitar algún que otro término. Las mascotas pokémon son 151 criaturillas fantásticas, cada una con distintos poderes mágicos y psíquicos. Los entrenadores pokémon son seres humanos que intentan capturar el mayor número posible de esas mascotas, para entablar con otros entrenadores intensos combates pokémon, en los que gana la mascota que deja inconsciente al adversario. En la película, tres jóvenes entrenadores, Ash, Misty y Brock, amigos entre sí, viajan con sus mascotas a la remota isla de New World, donde se celebrará un campeonato para decidir quien es el mejor entrenador pokémon del mundo. Allí se enfrentarán en encarnizada lucha con los demás entrenadores, de todo tipo de pelajes.

Leer más: Pokémon. La película

Prácticamente magia

Practical Magic

Sally y Gilliam Owens son dos jóvenes brujas huérfanas que van a vivir con sus tías Jet y Frances, brujas mayores. Éstas, además de cuidarlas, les transmiten el saber esotérico. En el pueblo, la familia es temida desde tiempo inmemorial. Las pequeñas Sally y Gilliam descubren la maldición que pesa sobre la familia: los hombres de los que se enamoren morirán prematuramente. Normalmente, la esposa muere de pena poco después. Eso le sucedió a su madre, y ésa es la razón de la soltería de sus tías. Las dos hermanas toman medidas contra el maleficio: una decide jugar con los hombres, pero no enamorarse de ninguno; la otra fabricará un hechizo: sólo se enamorará de un hombre perfecto, al que pone tales condiciones que es imposible que exista.

Leer más: Prácticamente magia

Polish Wedding

Polish Wedding

Los Pszoniak viven en Hamtramck, un barrio pobre de Detroit, mayoritariamente polaco y católico. Componen la familia el padre, Bolek, panadero; la madre, Jadzia, una bella y aguerrida mujer que limpia por horas; cuatro hijos varones y una hija adolescente, Hala, guapa y bastante díscola. A todos estos personajes se añade el de la joven esposa del hijo mayor y el del bebé que acaba de tener. El sólido equilibrio inestable de la familia se pone en peligro cuando el sufrido Bolek comprende que su mujer tiene un amante; y está a punto de romperse definitivamente cuando Hala se queda embarazada de un policía, situación muy grave en la comunidad firmemente católica en que viven.

Leer más: Polish Wedding

Pocahontas

Pocahontas

Película a película, el cine de animación de la Walt Disney va evolucionando formal y argumentalmente con la clara intención de captar definitivamente al público adulto sin perder a sus incondicionales seguidores infantiles y juveniles. En este su largometraje de animación número 33, adaptan por vez primera una historia real, conceden protagonismo absoluto a los personajes humanos —definidos de un modo realista y los únicos que hablan—, avanzan por el camino de la mayor profundidad dramática que ya emprendieron en La Bella y la Bestia y El Rey León, arriesgan mucho más en la resolución estética, y se atreven con un final abierto, no plenamente feliz.

Leer más: Pocahontas

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información