Bloggermania

Críticas de Cine

Dom07122020

Last updateLun, 24 Jun 2019 2am

Pan y tulipanes

Pane e tulipani

Pescara (Italia). Rosalba (Licia Maglietta) es un ama de casa de mediana edad. Su marido es un empresario que sólo vive para los negocios, y cuyo hijo mayor colabora con él. Su otro hijo es problemático: a punto de terminar la secundaria, no quiere estudiar. Ninguno de ellos hace el menor caso a la madre. De hecho, durante una excursión, Rosalba es olvidada en un área de servicio. En lugar de esperar a que vengan a recogerla, decide volver a casa por su cuenta. El viaje de regreso sigue extraños derroteros y termina en Venecia, donde "se toma unas pequeñas vacaciones", según escribe a su familia. Así, la mujer alquila una habitación en la casa de un misterioso camarero de origen islandés, consigue un empleo en la floristería de un viejo anarquista, hace amistad con una vecina masajista, retoma su afición por la música… Cuando su marido la localiza y le pide que vuelva, algo ha cambiado en ella: ha recuperado la alegría de vivir y se siente valorada por sí misma, de modo que las cosas ya no volverán a ser como antes. De hecho, sus amigos de Venecia también quieren que vuelva.

Pan y tulipanes es una comedia ligera, que no pretende hacer reír sino mantener la sonrisa. El guión es ágil, fluye bien, el tiempo vuela y toda una serie de situaciones anormales llegan a parecer de lo más natural: olvidar a mamá en la gasolinera, llegar a Venecia de etapa en etapa, conseguir habitación in extremis en la casa de un señor islandés que tiene el habla retórica de quien sólo lee el Orlando furioso… Al mismo tiempo, el director mueve con mano maestra media docena de personajes entrañables —sólo falla un poco la construcción de Constantino, un gordo fontanero metido a detective—, interpretados por un magnífico plantel de actores, entre los que destacan Licia Maglietta, actriz de teatro, y Bruno Ganz, veterano actor habitual en la filmografía de Wim Wenders.

Sin alejarse de la vida cotidiana, la película está llena de magia y fantasía. Sería una delicia si no fuera por la solución inmoral y fácil que propone: divórciate y todo arreglado. No cabe duda de que Silvio Soldini rompe una lanza a favor del ama de casa, de valorar su trabajo, aunténtico cimiento de la familia. Sin duda, el marido y los hijos insensibles pueden ser caricaturas de casos reales; pero el deseo de vivir y ser valorada abre a la mujer infinitas posibilidades, de las que sólo ha seleccionado una, la más fácil: el marido y el hijo mayor siguen impenitentes en Pescara, y ella marcha a Venecia con su hijo adolescente, dando por supuesto que allí todo será perfecto, vivirán felices y comerán perdices. F.G.-D.

Director: Silvio Soldini. Intérpretes: Licia Maglietta (Rosalba), Bruno Ganz (Fernando), Giuseppe Battiston (Constantino), Antonio Catania (Mimmo), Marina Massironi (Grazia), Felice Andreasi (Fermo). País: Italia. Año: 2001. Producción: Daniele Maggioni, para Monogatari y Instituto Luce/Rai Cinema. En colaboración con AMKA Films, Lugano/TSI. Con el apoyo de la Unión Europea (Programa Media) y la oficina de cultura suiza. Presentada por: Enrique Cerezo. Guión: Doriana Leondeff y Silvio Soldini. Música: Giovanni Venosta. Fotografía: Luca Bigazzi. Dirección artística: Lorenzo Calzeroni. Montaje: Carlotta Cristiani. Estreno en Madrid: 14-IX-01. Distribuidora cine: Columbia TriStar. Distribuidora vídeo: Columbia TriStar. Duración: 116 minutos. Género: Comedia romántica. Premios principales: Premios David Di Donatello 2000: mejor película, director, actriz, actor, actor de reparto, actriz de reparto, guión, fotografía y sonido. Público adecuado: Adultos. Contenidos especiales: S D.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información