Bloggermania

Críticas de Cine

Mié09182019

Last updateLun, 24 Jun 2019 2am

Pulgarcita

A Troll in Central Park 

Tras unos años de declive, a causa de problemas económicos en su productora, Don Bluth (El secreto de Nihm, Fievel y el Nuevo Mundo, En busca del Valle Encantado, Todos los perros van al cielo...) retorna a la gran pantalla con este nuevo largometraje de animación, basado en el cuento clásico de Hans Christian Andersen. Más extensa que sus anteriores obras, conserva muchos de sus atractivos, aunque no le ha salido demasiado redonda.

Pulgarcita es una joven diminuta nacida de una bella flor. Vive en las afueras de París con su madre –una buena aldeana– y con multitud de simpáticos animales domésticos. Los complejos que padece por su tamaño desaparecen cuando conoce al príncipe del reino de las Hadas, del que se enamora perdidadamente. El romance se rompe bruscamente cuando Pulgarcita es secuestrada por una rana cantante, que quiere ficharla para su troupe y casarla con uno de sus hijos. Logrará escapar, pero, tras sortear mil peligros con la ayuda de los animales más pequeños del bosque, caerá primero en las garras de un galante escarabajo y más tarde en las de un topo egoísta. Mientras tanto, el príncipe del reino de las Hadas la buscará desesperado por todas partes, poniendo su vida en peligro.

El film arranca con un homenaje al cortometraje de Walt Disney El viejo molino, para ofrecer a continuación una espectacular panorámica en travelling de un bello París medieval. Ésta y otras panorámicas en movimiento –la brillante aparición del séquito de las Hadas, por ejemplo– son lo mejor de la película, que demuestra el absoluto dominio técnico que poseen Don Bluth y Gary Goldman, que la han codirigido. También los numerosos personajes son atractivos y están muy bien animados. Además, esta vez la música y las canciones son de mayor calidad que otras veces, y ofrecen una atractiva conjunción de temas sinfónicos y variados ritmos modernos.

Sin embargo, el guión de Don Bluth está un poco desequilibrado, y cuesta seguir el avance de la historia, que tiene demasiadas subtramas. Este desequilibrio se debe en parte al tono decididamente infantil que ha adoptado Don Bluth. La película está pensada para los más pequeños, de modo que salta de una situación a otra muy rápidamente, sin profundizar en las motivaciones de los personajes. En este sentido, Pulgarcita seguramente interese menos al público adulto que las últimas producciones de la Walt Disney.

En cualquier caso, por su tono clásico –incluidos su apertura y su cierre a partir de las páginas abiertas de un libro de cuentos– y por su bella factura visual, el film gustará al público infantil y a los aficionados al cine de animación. Además, incluye numerosas ideas positivas a favor de la familia, la amistad y el valor –"nada es imposible si sigues a tu corazón"–, y en contra de la frivolidad y el egoísmo. J.J.M.

Director: Don Bluth y Gary Goldman. Dibujos animados. País: Estados Unidos. Año: 1993. Producción: Don Bluth, Gary Goldman y John Pomeroy, para Warner Bros. Family Entertainment. Guión: Don Bluth. Música original: William Ross y Barry Manilow. Canciones: Barry Manilow, Jack Feldman y Bruce Sussman. Estreno en Madrid: 8-VII-94 (Aluche, Callao, Juan de Austria, Liceo, Novedades, Roxy, Victoria). Distribuidora cine: Warner. Distribuidora vídeo: Warner. Duración: 94 minutos. Género: Aventuras fantásticas. Público apropiado: Todos. Contenidos específicos: –.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información