Bloggermania

Críticas de Cine

Jue01182018

Last updateJue, 18 Ene 2018 1am

Prohibido querer

Lost in Yonkers

Son los años de la Segunda Guerra Mundial. Jay (Brad Stoll) y Arty (Mike Damus) acaban de perder a su madre. Para afrontar los gastos de una larga enfermedad, Eddie, su padre, acepta un trabajo que le obliga a viajar. Los chicos se quedarán con la severa abuela (Irene Worth), dueña de una tienda de dulces, y con la tía Belle (Mercedes Ruehl), una mujer con un gran corazón pero algo mal de la cabeza.

Este magnífico film muestra una interesante galería de personajes, que no son lo que parecen. Los dos chavales son eso, chavales, como lo demuestra su pasión por las golosinas; pero madurarán en su nuevo ambiente familiar. La tía Belle demuestra ser el personaje más fuerte; a pesar de que pierde con frecuencia el hilo de sus razonamientos, sabe lo que quiere, reparte cariño a su alrededor, y –¡sorpresa para todos!– está enamorada del acomodador de una sala de cine. La tía Gertie y Eddie se educaron en el miedo. Luego está el tío Louie (Richard Dreyfuss), envuelto en negocios turbios, la oveja negra de la familia. Pero a pesar de las aristas de estos cuatro hermanos, la abuela es el verdadero personaje patético del film: con el rostro agrio, controlándolo todo, es incapaz de querer.

El dramaturgo y guionista Neil Simon ha adaptado para la pantalla su propia obra teatral, de gran éxito en Broadway, y que consiguió varios premios Tony. El guión reparte momentos dramáticos y de humor, aunque lo preside un tono agridulce, en la tradición de las grandes obras teatrales norteamericanas. Martha Coolidge, que ya demostró pulso firme tras la cámara con El precio de la ambición, dirige con acierto a unos magníficos actores. Ruehl y Worth ya interpretaron la obra en el teatro; y entre los nuevos actores destacan Dreyfuss y los espléndidos chavales Stoll y Damus.

Una fotografía de hermosas tonalidades de época y una buena dirección artística sacan un provecho óptimo del casi escenario único del film: el edificio que alberga la tienda de dulces. El peligro de que este escenario delatara en exceso el origen teatral del film se sortea con eficacia. Elmer Bernstein, con su banda sonora, está espléndido, como siempre. J.M.A.

Director: Martha Coolidge. Intérpretes: Richard Dreyfuss (Louie), Mercedes Ruehl (Bella), Irene Worth (Abuela), Brad Stoll (Jay), Mike Damus (Arty), David Stradiaim (Johnny). País: Estados Unidos. Año: 1993. Producción: Ray Stark, para Columbia Pictures. Guión: Neil Simon. Música: Elmer Bernstein. Fotografía: David Chapman. Dirección artística: David Chapman. Montaje: Steven Cohen. Estreno en Madrid: 14-I-94 (Albufera, Ideal, Minicines, Real Cinema, Rex, Vaguada). Distribuidora cine: Columbia TriStar. Distribuidora vídeo: Columbia TriStar. Duración: 101 minutos. Género: Comedia dramática. Público apropiado: Jóvenes-adultos. Contenidos específicos: D–.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información