Bloggermania

Críticas de Cine

Dom11172019

Last updateLun, 24 Jun 2019 2am

Un hombre lobo americano en París

An American Werewolf in Paris

Tres amigos hacen turismo en París. Su secreta ilusión: arrojarse al vacío desde la Torre Eiffel haciendo puenting. Lo quieren hacer por la noche, sin la indiscreta presencia de público. Pero se topan con Serafine, una mujer lobo que intenta suicidarse para acabar con su maldición. Es salvada in extremis, y Andy se enamora perdidamente de ella.

Hace 16 años, John Landis dirigió un film que daba una vuelta de tuerca al género fantástico en su vertiente licantrópica. Un hombre lobo americano en Londres no era una maravilla, pero unos efectos especiales vistosos y unos golpes de humor que no abandonaban el terror, ofrecían un enfoque novedoso. La tardía secuela que dirige Anthony Waller (Testigo mudo) se limita a mimetizar el esquema, con bastante menos fortuna. Chistes tocados de zafiedad, algo de violencia y erotismo, y efectos especiales muy cuidados, son servidos de modo confuso por el director alemán, en su primera película norteamericana. A pesar de un montaje vertiginoso, que corta los planos continuamente, el resultado es algo pesado. Sólo quedan en la memoria algunas de las elaboradas secuencias de acción. J.M.A.

Director: Anthony Waller. Intérpretes: Julie Delpy (Serafine), Tom Everett Scott (Andy), Vince Vieluf (Brad), Phil Buckman (Chris), Julie Bowen (Amy), Thierry Lhermitte (Dr. Pigot), Pierre Cosso (Claude). País: Estados Unidos. Año: 1997. Producción: Richard Claus, para Cometstone Pictures y J&M Entertainment. Argumento: El film Un hombre americano en Londres, de John Landis. Guión: Tim Burns, Tom Stern y Anthony Waller. Música: Wilbert Hirsch. Fotografía: Egon Werdin. Dirección artística: Matthias Kammermeier. Montaje: Peter R. Adam. Efectos visuales: John Gower y Bruce Walters. Estreno en Madrid: 29-V-98. Distribuidora cine: Columbia TriStar. Distribuidora vídeo: Columbia TriStar. Duración: 107 minutos. Género: Terror. Público apropiado: Adultos. Contenidos específicos: V X D.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información