Bloggermania

Críticas de Cine

Mié11222017

Last updateMié, 22 Nov 2017 1am

Ejecución inminente

True Crime

Clint Eastwood es, sin lugar a dudas, uno de los mejores cineastas de la actualidad. Alcanzó su cima con la oscarizada Sin perdón, auténtica obra maestra, que se llevó, con todo merecimiento, cuatro estatuillas, incluidas las correspondientes a mejor película y mejor director. Todos los filmes que ha dirigido –más de veinte– suelen calificarse como buenos, muy buenos o excelentes. Justamente por este motivo, resulta chocante Ejecución inminente. Con gran acierto, algún crítico ha dicho que este filme termina quince minutos antes de que aparezcan las palabras The End. No pretendo revelar nada del final, pero he de dejar constancia de que es el peor cuarto de hora dirigido por Clint Eastwood. Es más, resulta difícil creer que un veterano como él haya resuelto de una manera tan lamentable la película. La catarata de despropósitos se suceden, uno tras otro, a cual más increíble. Incluso la recta final contradice todo lo que ha venido sosteniendo a lo largo del filme.

Ejecución inminente tiene como protagonista a Steve Everett (Clint Eastwood), un veterano periodista que ha pasado una temporada en el dique seco, después de haber sido expulsado del The New York Times, a causa de varias meteduras de pata provocadas por el exceso de alcohol. Ha terminado recalando en el diario Oakland Tribune, donde recibe el encargo del director, Alan Mann (James Woods), de hacer un reportaje sobre las últimas horas de un joven negro, Frank Beachum (Isaiah Washington), que se encuentra en el corredor de la muerte del penal de San Quintín y va a ser ejecutado a la medianoche. Después de hacerle una entrevista, Everett intuye la inocencia del condenado y, en pocas horas, investiga y sigue unas pistas que le llevarán a concluir que Beachum no cometió el asesinato por el que va a recibir la inyección letal. Tanto el director como el editor del periódico están más preocupados por el temor a un patinazo, y el consiguiente descrédito del diario, que por la suerte del reo.

La película, a pesar de lo señalado al principio de esta crítica, resulta entretenida y consigue mantener la atención del espectador. El clima que respira el largometraje es bastante amoral, por cuanto se consideran como normales las relaciones adúlteras, sobre las que se mantienen abundantes conversaciones de mal gusto. Tampoco falta un cierto tono de carácter irreverente.

En resumen, estamos ante un filme que se deja ver, pero que es impropio de un director de la categoría de Clint Eastwood. A.G.P.

Director: Clint Eastwood. Intérpretes: Clint Eastwood, Isaiah Washington, James Woods y Denis Leary. País: Estados Unidos. Año: 1999. Producción: Zanuck Co./Malpaso Prod. Distribución: Warner. Guión: Larry Gross, Paul Brickman y Stephen Schiff. Fotografía: Jack N. Green. Música: Lennie Niehaus. Fecha de estreno en España: 30.IV.99. Duración: 130 minutos. Género: Drama. Público apropiado: Adultos. Contenidos específicos: VXD+F.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información