Bloggermania

Críticas de Cine

Mié11222017

Last updateMié, 22 Nov 2017 1am

Jack

Jack

Jack nace tras dos meses de embarazo de su madre. El niño tiene una extraña enfermedad: su cuerpo —no su mentalidad— crece a una velocidad cuatro veces mayor de lo normal. Cuando cumple diez años, sus padres deciden llevarle a la escuela, desafiando las previsibles dificultades de adaptación de un niño con aspecto de cuarentón. El chico, a pesar de haber estado rodeado siempre del cariño y la atención de sus padres y un tutor, necesita amigos de su edad.

 

Aunque cambie un poco el punto de vista, la idea de un niño en cuerpo de adulto retrotrae a Big, de Penny Marshall. Francis Ford Coppola aborda el guión de James DeMonaco y Gary Nadeau con indudable profesionalidad. Como siempre que acepta realizar un film de encargo, lo personaliza —el director aporta recuerdos de su infancia, como la poliomielitis que le confinó en casa, en obligada soledad— y desarrolla las ideas que más le atraen. Jack ofrece una saludable reflexión sobre la fugacidad de la vida y la necesidad de aprovechar el tiempo que se va. Y presenta ideas válidas sobre la amistad y la maravillosa época de la infancia; el personaje que encarna Bill Cosby invita a pensar a Jack sobre la magia de esa edad tan especial.

Coppola resuelve algunas secuencias con fuerza y emotividad. Pero, en general, no pasa de la corrección. El director da la sensación de haber estado demasiado ocupado en atar en corto a Robin Williams —bien, en su papel de niño grande—, y a su vez el relato parece que ha encorsetado algo a Coppola. Sorprende que haya cedido al humor fácil del grosero juego de ventosidades, o a la superficial consideración de la curiosidad de los chicos por el sexo.

Donde el director parece haberse sentido más suelto es en el cuidado de los distintos apartados técnicos. Dos de sus más antiguos colaboradores —el director artístico Dean Tavoularis y el montador Barry Malkin— le respaldan, y junto al oscarizado director de fotografía John Toll (Leyendas de pasión, Braveheart), crean para Coppola un producto visualmente deslumbrante, y muy ágil. El cuarto de Jack, la escuela, la cabaña en el árbol, con sus colores pástel, presentan un adecuado contraste con la luz fría del bar al que el chico acude en un momento de crisis, ejemplo clarividente del a veces anodino mundo de los adultos. J.M.A.

Director: Francis Ford Coppola. Intérpretes: Robin Williams (Jack Powell), Diane Lane (Karen), Brian Kerwin (Brian), Jennifer López (Srta. Márquez), Fran Drescher (Dolores Durante), Bill Cosby (Lawrence Woodruff), Adam Zolotin (Louis Durante). País: Estados Unidos. Año: 1996. Producción: Ricardo Mestres, Fred Fuchs y Francis Ford Coppola, para American Zoetrope y Great Oaks. Presentada por: Hollywood Pictures. Guión: James DeMonaco y Gary Nadeau. Editorial: Ediciones B: novelización escrita por Beth Nadler. Música: Michael Kamen. B.S.O.: Hollywood. Fotografía: John Toll. Dirección artística: Dean Tavoularis. Montaje: Barry Malkin. Internet: http://www.movies.com Estreno en Madrid: 20-XII-96 (Acteón, Aragón, Conde Duque Santa Engracia, Gran Vía, Luna, Minicine, Palafox, Plaza Aluche, La Vaguada). Distribuidora cine: Buena Vista. Distribuidora vídeo: Hollywood. Duración: 108 minutos. Género: Comedia. Público apropiado: Jóvenes-adultos. Contenidos específicos: S D.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.  Entendido   Más información